Si eres un amante de los perros probablemente no te sorprenda la presencia de los chihuahuas en esta lista debido a su pequeño tamaño, pero en realidad, estos perritos están considerados como mascotas con un alto nivel de energía, la cual necesita ser liberada de una manera sana mediante estimulación mental, juguetes y paseos.

En caso de no hacerlo, pueden llegar a presentar trastornos de conducta.

Pastor belga malinois

Este perro sí que sorprende con su presencia en la lista, pues se cree que los perros pastores son muy bien portados y educados, y es cierto, pero necesitan de adiestramiento para lograr serlo.

Los pastores belga malinois son aficionados a los paseos largos y, en algunos casos, intensos, para poder liberar toda la energía que tienen, así que si no tienen sus paseos, podrían llegar a presentar conductas destructivas.

Dálmata

Con los perros dálmatas hay que ser conscientes de que se trata de mascotas muy energéticas y, debido a su tamaño, pueden llegar a jugar pesado.

Tienen una necesidad de liberar su energía y les encanta recibir atención por parte de sus dueños y en caso de tener deficiencias en estos dos aspectos podrían llegar a presentar problemas de conducta y actitudes destructivas.

¿Por qué mi perro muerde todo y es muy inquieto?

En caso de tener deficiencias en sus necesidades básicas, ya sea desde la recreación, hasta la alimentación, podrían presentar actitudes destructivas.

La frustración, el aburrimiento y el estrés son unos de los motivos principales por los que los perros muerden en exceso.

De igual forma, un perro puede morder todo debido a que es su manera de explorar e interactuar con el mundo, ya que con su hocico pueden conocer aquello que los rodea de una mejor forma. 

Finalmente, es bastante normal que los perros jóvenes muerdan todo lo que encuentren, esto es porque se encuentran en crecimiento y quieren explorar el mundo. Generalmente, los lomitos dejan de ser tan inquietos cuando maduran, es decir, aproximadamente a los doce meses de edad. (Fuente: Pet Life)